News.

18 de junio de 2020

ACTUALIZACIÓN SOBRE EL DESEMPEÑO DE VOZ Y TEXTOS DE LA RED DE T-MOBILE

Todos los días vemos el rol importante que desempeña la tecnología para mantenernos conectados, y sabemos que nuestros clientes en T-Mobile confían en nuestra red, pues saben que trabajamos para garantizarles conexiones con familiares, seres queridos y proveedores de servicios. Esta es una responsabilidad que mi equipo toma muy en serio y es nuestra máxima prioridad. El lunes pasado, no logramos nuestro estándar de excelencia.

Muchos de nuestros clientes experimentaron problemas con su servicio de voz y texto, específicamente con llamadas. Mi equipo tomó medidas inmediatas: cientos de nuestros ingenieros trabajaron incansablemente junto a proveedores y socios durante todo el día para resolver la situación desde el momento en que fue identificada. Las conexiones de data continuaron funcionando, al igual que las llamadas que no eran VoLTE; y servicios como FaceTime, iMessage, Google Meet, Google Duo, Zoom, Skype, permitieron que nuestros clientes se mantuvieran en contacto. Además, muchos clientes pudieron usar conexiones de voz por medio de circuitos. Por otro lado, los clientes de Sprint no se vieron afectados. VoLTE y texto, en todas las regiones, se recuperaron completamente a las 10pm PST (en la noche del lunes).  Me complace decir que la red está en pleno funcionamiento y estamos y seguiremos trabajando día a día para mantenerla así.

Nuestros ingenieros trabajaron durante toda la noche para poder dar con la causa de lo ocurrido el pasado lunes, para prevenir que vuelva a suceder. Se conoce que el evento que lo ocasionó fue una falla de circuito de una fibra arrendada de un proveedor externo en el sureste de los Estados Unidos. Esto es algo que sucede en todas las redes móviles, por lo que hemos trabajado con nuestros proveedores para crear redundancia y resistencia, para asegurarnos de que este tipo de fallas en los circuitos no afecten nuevamente a nuestros clientes. Esta redundancia nos falló, y resultó en una situación de sobrecarga que luego se agravó por otros factores. Esta sobrecarga resultó en un tráfico IP que se extendió desde el sudeste para crear problemas significativos de capacidad a través de la red central IMS (subsistema multimedia IP) que es la que permite la realización de las llamadas VoLTE.

Hemos trabajado con nuestro IMS (IP Multimedia Subsystem), al igual que con los proveedores de IP, para añadir protecciones adicionales permanentes y evitar que un evento así vuelva a suceder. Seguimos trabajando para determinar la causa de la falla de sobrecarga inicial.

Por lo tanto, quiero disculparme personalmente por cualquier inconveniente que se presentó este pasado lunes y agradecerle su paciencia mientras trabajamos en la situación hacia la resolución del problema.

 

Neville Ray

Presidente de Tecnología de T-Mobile